¡Falta muy poquito para que nuestros alumnos de Linda empiecen a venir solos a clase!

La semana del 28 de enero nuestros niños y niñas vendrán sin sus familias. La mayoría lo harán encantados, pero somos conscientes que es un momento importante para todos y que, en ocasiones, puede resultar duro dejar de hacer con la familia aquello que tanto disfrutáis juntos, como jugar con Linda y Bunny. Por eso, os proporcionamos una serie de pautas que asegurarán unos resultados positivos tanto a corto como largo plazo.

Primero de todo, avisadles con tiempo

Les debemos hacer saber que ya son mayores y que pronto podrán venir a clase solos. Sería bueno que el último día que asistáis a clase con ellos se lo recordéis y expliquéis. Os aconsejamos que digáis la verdad desde el principio, ya que tarde o temprano deberán afrontar la realidad.

Tranquilidad

Además es muy importante que os mostréis tranquilos y que, aunque estéis preocupados, afrontéis la situación con total naturalidad. Vosotros sois su ejemplo a seguir y si os ven nerviosos ellos también lo estarán.

Despedidas cortas

Os recomendamos que evitéis despedidas largas y que, en cuanto lleguéis, les deis un beso y un abrazo, y los dejéis con la profesora. No os preocupéis, ella tiene los recursos necesarios y los conoce, y la mayoría dejan de llorar poco después de entrar a clase.

Puntualidad

También es importante que procuréis ser puntuales a la hora de traerlos y recogerlos y demostréis que estáis muy orgullosos de ellos cuando salgan.

Resultado de imagen de linda kids&us

Esperamos que estos consejos os ayuden a hacer de este momento una transición cómoda y enriquecedora, y recordad que no importa si se adapta con más o menos rapidez, vuestro hijo o hija aprenderá a venir solo y a hacerlo con una gran sonrisa.